Menu

Resultado de busqueda

Tsunami Odebrecht

La información sobre los sobornos fue difundida en abril de 2016: ¿por qué dice Hamilton Castro que recién se conoció en noviembre?

LEER MÁS
La información sobre los sobornos fue difundida en abril de 2016: ¿por qué dice Hamilton Castro que recién se conoció en noviembre?
LEER MÁS

Tsunami Odebrecht

La información sobre los sobornos fue difundida en abril de 2016: ¿por qué dice Hamilton Castro que recién se conoció en noviembre?

LEER MÁS

En vísperas de Navidad, la aguja del sismógrafo de la corrupción local empezó a agitarse con inusitada y creciente intensidad luego de que el Departamento de Justicia de EE.UU. diera a conocer que Odebrecht pagó sobornos por U$29 millones a funcionarios de los tres gobiernos comprendidos entre 2005 y 2014.

Encendidas las alarmas por el destape preciso y documentado de la administración norteamericana, el remezón ha cedido paso a la silueta nítida de una gigantesca ola de revelaciones telúricas, avanzando sobre actores y mecanismos que han convertido al Estado de todos los peruanos en un vehículo para el despreciable botín personal. O sea, en el saqueo de cuello y corbata sobre el que, esperamos, el tsunami Odebrecht nos deje por lo menos la resaca de identidades cabales que permitan a la justicia actuar con la máxima severidad.

En este escenario de megaimpactos múltiples las ondas de la caja de Pandora abierta en Washington DC alcanzan a 11 países además de Brasil, el Ministerio Público decidió ponerse las pilas en los primeros días del año para informar qué diligencias ha dispuesto por el Lava Jato-Perú.

Hamilton Castro, titular de la 1ª Fiscalía Especializada en Corrupción de Funcionarios, ha explicado que no cabe señalar que su despacho venga viendo este caso desde hace un año pues lo que en tal lapso motivó sus pesquisas son las corruptelas de otras empresas brasileras —como OAS o Camargo Correa vinculadas al proceso Castillo de Arena y a los llamados “doleiros”.

Precisó que en noviembre pasado, gracias a “información de inteligencia” (sic), empezaron en rigor con la investigación sobre el trasiego de coimas a través de tres off shores de Odebrecht cuyos nombres se animó a compartir: Constructora Internacional del Sur, Smith & Nash Engineering Company y Klienfeld Services Ltd.

Sin embargo, el rol de estas tres empresas de papel y el esquema de sobornos que integraron junto a filiales de la constructora, compañías de fachada peruanas, intermediarios locales (plenamente identificados), rutas bancarias y hasta la offshore Balmer Holding Assets Ltd. como beneficiaria de parte de los millones sifoneados, fueron difundidos detalladamente por IDL-Reporteros desde ¡abril de 2016!

Seis meses separan abril de noviembre. Medio año en el que información contundente proveniente de las indagaciones fiscales brasileras sobre Lava Jato no mereció la oportuna y decidida reacción de las autoridades.

Valioso tiempo perdido que ojalá no haya servido para que los mayores responsables del pillaje se escabullan del tsunami.