Menu

Resultado de busqueda

El relevo democrático en 2021

La corrupción detectada y la que ciertamente vendrá amenazan con dejarnos un páramo en cuanto a líderes políticos.

LEER MÁS
La corrupción detectada y la que ciertamente vendrá amenazan con dejarnos un páramo en cuanto a líderes políticos.
LEER MÁS

El relevo democrático en 2021

La corrupción detectada y la que ciertamente vendrá amenazan con dejarnos un páramo en cuanto a líderes políticos.

LEER MÁS

La democracia es siempre una empresa ardua e inacabada. La nuestra está bajo un embate especialmente tóxico, gran parte de la clase política en nuestro país, como está sucediendo en otros países de la región, se está viendo afectada por el descrédito de la corrupción.

Odebrecht ha hecho mucho daño. Mucho más del que se puede cuantificar: no solo las grandes cantidades de dinero robado sino también la terrible inseguridad en los políticos, pues no sabemos si el líder que presumíamos confiable podría tener un precio.

La democracia real es siempre menos atractiva que la democracia ideal. Pero, aun así, afectada como está en su sustrato ético, nos toca defenderla. Es como la salud: solo la valoramos cuando la perdemos. Defenderla ahora que vivimos la paradoja dramática de que Alejandro Toledo quien lideró su rescate hace diecisiete años es uno de los políticos que la ha vulnerado en sus principios éticos republicanos.

La alternancia es un traspaso no violento del poder. Es la característica central de la democracia que se da por la voluntad de los ciudadanos a través de las urnas para elegir entre quienes postulan ofreciendo lo mejor para gobernar. La alternancia en el poder es el meollo de la democracia. Para ello debe haber liderazgo político acompañado de autoridad moral, competencia y honestidad, y del respeto a la Ley como indicador de la madurez de una sociedad.

Hace poco hemos logrado nuestra cuarta transferencia después de una justa electoral, pero el mandato de PPK se está ejerciendo bajo fuertes vientos de fronda. La corrupción detectada y la que ciertamente vendrá amenazan con dejarnos un páramo en cuanto a líderes políticos.

Existe desencanto pero sobre todo inseguridad en que los líderes que vienen sean los que necesitamos, duda de que no sean otra estafa moral. Con dos expresidentes en la cárcel y otro amenazado de prisión se puede comprender este estado de ánimo. Para superarlo y lograr el relevo en la emblemática fecha del 2021, se requiere que PPK permanezca en la presidencia y que sus colaboradores ostenten suficiente transparencia, honestidad, firmeza e imparcialidad para darnos seguridad.

A contracorriente de la peligrosa desilusión y desconfianza que se extiende como una sombra oscura y siniestra. Y de la irresponsabilidad de quienes anuncian que caerá irremediablemente, el país necesita que PPK continúe y que haga lo posible por reconstruir la fe perdida con los escándalos que lamentablemente vivimos.


Aquí no hay lugar para conspiraciones

No caigamos en el juego de quienes pretender viciar el proceso de extradición de Toledo con teorías delirantes.

LEER MÁS
No caigamos en el juego de quienes pretender viciar el proceso de extradición de Toledo con teorías delirantes.
LEER MÁS

Aquí no hay lugar para conspiraciones

No caigamos en el juego de quienes pretender viciar el proceso de extradición de Toledo con teorías delirantes.

LEER MÁS

Resulta un tanto idiota (disculpen el francés) pensar que el viaje del presidente de la República a los Estados Unidos de América puede tener algo que ver con el caso Toledo. Este tipo de viajes se planifican con mucha antelación y en este particular caso, mucho antes que la pareja Toledo-Karp pisara suelo americano y por supuesto mucho antes también de la orden de prisión preventiva emitida por el juez contra Toledo.

Pedro Pablo Kuczynski viaja para conversar temas bilaterales con su homólogo Donald Trump y para recibir una distinción de la Universidad de Princeton. Viaja entonces a Washington y a New Jersey seguramente; y el expresidente —hoy prófugo de la justicia— hasta donde se sabe se encuentra en San Francisco y la policía norteamericana persigue su rastro. ¿En qué momento se van a encontrar para elucubrar alguna estrategia común?

¿O qué le puede pedir Kuczynski a Trump en una visita oficial sobre un escandaloso caso de megacorrupción a nivel mundial, judicializado por lo demás, respecto al exmandatario peruano, acusado de haber recibido sobornos de la multinacional Odebrecht?

Hoy el tema está en manos de la justicia peruana, la cual deberá preparar el correspondiente cuaderno de extradición para que Alejandro Toledo regrese al país y responda por los delitos imputados. No caigamos en el juego de los que quieren viciar ese proceso con estrambóticas teorías conspirativas.


"Presidente vendido compromete a sus ministros"

Con Toledo prófugo y Eliane amenazante, Alan García se dio maña para ubicar a Pedro Pablo en el banquillo de las personalidades que tendrán que dar explicaciones.

LEER MÁS
Con Toledo prófugo y Eliane amenazante, Alan García se dio maña para ubicar a Pedro Pablo en el banquillo de las personalidades que tendrán que dar explicaciones.
LEER MÁS

"Presidente vendido compromete a sus ministros"

Con Toledo prófugo y Eliane amenazante, Alan García se dio maña para ubicar a Pedro Pablo en el banquillo de las personalidades que tendrán que dar explicaciones.

LEER MÁS

Esta ola anticorrupción puede en el Perú terminar más cerca del folklore que del drama. Cada día deja frases para la historia.

"Esas no son mis ratas", expresa Alan aludiendo a los detenidos por el caso del tren mientras Humala exhibe como único argumento que no se va del país, cuando legalmente no puede salir sin permiso de un juez. Habrá más, pero también clasifican las palabras dirigidas por Eliane Karp a PPK: "Sé lo que hiciste la última vez".

El gran Federico Elguera, alcalde de 1901 a 1906 y creador de la Lima del siglo XX, se opuso a la moda de los antibióticos argumentando que no era tan urgente importarlos… porque en Lima hasta las bacterias se acojudan. El alcalde conocía su ciudad. Pero cuanto más me envuelve el carácter folclórico de la actual lucha ant corrupción, más inverosímil me parece que esa lucha contra los corruptos llegue a acojudarse.

Si fuera posible diseñar desde las élites un acuerdo, una línea que marque el campo, con seguridad las pesquisas quedarían a la mitad de la cadena de mando y listo. Pero no es posible en el Perú de hoy diseñar acuerdo alguno, respecto a las responsabilidades de cada sector político en los casos de corrupción, en el que todos queden contentos. Eso significa que habrá siempre alguien dispuesto a jalar la cadena.

Lo digo porque en la misma entrevista en la que deslindó con ratas ajenas, Alan García soltó lo más fuerte de sus expresiones, que por supuesto han quedado oscurecidas por la cola que trae consigo toda expresión que aluda a roedores de la política.

Y lo dijo con la misma simpleza y precisión con la que un par de años atrás denunció la existencia de una reelección conyugal: “Cuando un presidente se vende compromete a sus ministros”.

Fue la manera más sutil de decir que si Toledo se vendió a Odebrecht su entonces ministro Pedro Pablo debe dar explicaciones. Con Toledo prófugo y Eliane amenazante esta historia da para mucho más, pero García ya se dio maña para ubicar a Pedro Pablo en el banquillo de las personalidades que algo tendrán que decir.