toggle menu

Opinión


13 Abril, 2016.

Segunda vuelta: de nuevo y a acomodarse

¿Quién tendrá la capacidad y la fuerza para reformular el rumbo del país?

Mónica Delta

| Columnista

Segunda vuelta, mismos rostros, ¡distinto juego! Es un nuevo escenario electoral en el que los equipos fácilmente podrían ser llamados “a favor” y “el contra”. Un clásico: el fujimorismo y el antifujimorismo.

¡Y la lógica de los acomodos es otra! ¿Será capaz Pedro Pablo Kuczynski de aglutinar a los enemigos de Keiko y convencer a sus propios enemigos ideológicos al mismo tiempo? Esta vez no podrá equivocarse. En la primera vuelta, sus errores casi le cuestan su pase al balotaje pero pudo más el miedo llamado Verónika —lo que le dio el impulso del voto estratégico de último minuto— y, cómo no, Goyo Santos, cuyo 4%, desde la cárcel, dividió el voto radical de izquierda.

PPK parece estar consciente de esto pues ha prometido visitarlo en su “hospedaje temporal” en Piedras Gordas. En esta segunda vuelta, la cosa se juega en el sur del país. Puno y Cusco tienen un histórico voto radical y Cajamarca ha confirmado que es bastión del exgobernador encarcelado.

Keiko tiene ya una mayoría en el Congreso: el mapa parlamentario se ha pintado de naranja y la joven Mendoza asegura que en el Legislativo será la oposición firme.

Los debates entre PPK y Keiko no serán ideológicos. Aunque hay varios tipos de votantes, la mayoría querrá saber quién tiene la capacidad y la fuerza para reformar el rumbo político e institucional del país, con crecimiento económico. Entre los anti Keiko se encontrarán desde los antisistema (“yo me opongo a todo y tomo la calle”), pasando por los que desconfían de todos los políticos, hasta los que ejercen el voto estratégico pensando sobre quién les garantiza que mejorará su vida.

Es decir, Keiko la tiene complicada por los anti, pero PPK no puede ni pestañear porque pierde.


Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,