toggle menu

Opinión


1 Febrero, 2016.

Nuestro héroe

Indignante trato del gobierno y del Ejército a mártir del Cenepa.

Güido Lombardi

| Columnista

El mayor del EP Luis Alberto Rojas García se ofreció voluntariamente en la guerra del Cenepa a combatir con un helicóptero de traslado y no de ataque. Él conocía la zona y asumió esa responsabilidad sabiendo que ponía en riesgo su vida. Murió en combate y el Congreso de la República lo declaró héroe nacional el 10 de marzo de 2006. Ante la negativa de las autoridades militares de reconocerle dicha distinción, su viuda interpuso un reclamo y el Poder Judicial determinó que Rojas García era héroe y debía ser tratado como tal.

El 29 de enero los restos del mayor EP Rojas García debían ser trasladados a la Cripta de los Héroes, en el Presbítero Maestro. Se cumplían 21 años de su heroica muerte. Sin embargo, a último minuto el Ejército canceló la ceremonia por algún problema ridículo con las invitaciones. 

Ollanta Humala, compañero de promoción del héroe brilló por su ausencia. El premier Cateriano salió a decir, con carita de fastidio, que ya lo enterrarían en otro momento porque así lo indica la Justicia (o sea le importan poco sus méritos personales). Los restos del héroe reposan en la sala del departamento de su viuda en Surco, a la espera de que este gobierno mezquino sea capaz de tratar bien a sus héroes, de que sea capaz de honrar a esos soldados que peleando en el Cenepa o contra el terrorismo jamás recibieron reconocimiento. Pero no son capaces, pues.

Vergüenza, indignación… no me alcanzan las palabras. Supongo que a ustedes tampoco.   


Etiquetas: , , , , , , , ,