Menu

Tendencias

Si no entiendes a los jóvenes...

Si no entiendes a los jóvenes...

… ellos jamás te entenderán a ti.

A la  clase política no le vendría nada mal aprender algo sobre las motivaciones juveniles. No debería asustarse y menos desvalorizarlas o minimizarlas como han venido haciendo.

Los argumentos de que la muchachada no ha leído la norma completa del Régimen Laboral Juvenil, que no la han entendido o que simplemente se han dejado llevar por políticos oportunistas pierden sentido cuando tratamos de entender las razones de su reacción: los jóvenes marchan por las calles reaccionando ante una norma que marca diferencia entre ellos y el resto de la masa laboral.

Ese es el quid del asunto: ¡la diferencia! Es posible que no todos hayan leído y entendido la norma y queda claro también que ha habido infiltrados,  pero la convocatoria nació para reivindicar sus derechos igualitarios dentro de la sociedad. Da lo mismo que tengan zapatillas Nike nuevas o gastadas y con hueco. Estos jóvenes han sido movidos por sus principios, no por intereses individuales ni por el cálculo de costo-beneficio. 

Por supuesto, resulta difícil para quienes están acostumbrados a dar o retirar votos en función de negociaciones bajo la mesa, comprender que otros actúen por razones principistas y sentimientos altruistas.   



Comentarios


 

Las más recientes

¿Y cuándo lavan la auriverde?

Por lo visto, entre los parámetros de la autodenominada "reserva moral" del país está también el de la indignación selectiva.

POR: Julio Guerrero

Le cortaron el bigote

Si los dos altos funcionarios de su gestión hubieran sido descubiertos durante esta, ¿Cornejo habría renunciado para asumir su responsabilidad política? De eso depende conocer hoy cuál es la idoneidad moral de Cornejo para el futuro.

POR: Ricardo Vásquez Kunze

La fiesta de la corrupción

La gente festeja por quienes caerán pero, en el fondo, está consciente de lo que eso significa para el Perú.

POR: Manuel Escorza Hoyle

¡Empezó el baile!

Desde los vladivideos no se vivía revelaciones semejantes: cuidado con repetir los errores de 2001 y con politizar la lucha anticorrupción.

POR: Efraín Trelles

Las viudas de Trump aquí y allá

Ahora toca ver al flamante presidente de EE. UU. en la cancha, donde las papas queman.

POR: Ricardo León Dueñas