toggle menu

Opinión


8 Enero, 2016.

Los que no funcionan

Las elecciones están a la vuelta de la esquina y cada vez tenemos una peor administración pública al servicio del ciudadano.

Cecilia Blume

| Columnista

El Perú decreció económicamente en este quinquenio: seguro que pudo ser mucho peor, pero nunca lo sabremos a ciencia cierta. Y un país acostumbrado a crecer, cuando se encoge, afecta a muchos.  

Algunos dicen que si se hubiera seguido la Gran Transformación tendríamos un crecimiento negativo. Seguramente. Hoy nos comparamos con otros países afectados por la crisis mundial y probablemente lideramos ese escaso crecimiento con nuestro 2.8%. Lo cierto es que si el presidente dice la verdad y nos va a dejar “un país mejor que el que recibió”, no sabemos entonces por qué los ciudadanos tenemos problemas económicos, sociales y de inseguridad.

Probablemente este gobierno se equivocó pues decidió “incluir para crecer” en lugar de “crecer para incluir” y, probablemente también, haya más gente “incluida” pero aún sin respuesta a sus principales problemas.

El Estado es más grande, más lento, a veces ocioso y timorato. Los funcionarios públicos prefieren no tomar decisiones y todo llega al escritorio del ministro, lo cual refleja una administración pública deficiente, como sería la de cualquier empresa cuyo gerente general tuviera que resolver todo.

Luis Carranza ha dado cifras impactantes de compras de armas. Todo debe haber sido revisado por la Contraloría y el Congreso, mientras el contralor debería explicarle a los peruanos que cada cosa es correcta, en vez de permitir con su silencio que se extiendan rumores sobre estos temas delicados.

En suma, parecería que cada día hay más funcionarios que, simplemente, no funcionan.


Etiquetas: , , , , , , , , , , ,