Connect with us

Opinión

Destrabe y reconciliación: sueños rotos

Publicado

el

Otrora palabritas de moda, hoy representan promesas incumplidas y desilusión.



Uno. DESTRABE

Cuando era flamante primer ministro, Fernando Zavala —con demasiado detalle para su investidura— explicó cómo se iban a “destrabar” todos los proyectos incumplidos por el gobierno anterior. Prometió en ese entonces un marco regulatorio simple y neutral, acompañado de vocación de servicio y celeridad. Incluso, entre líneas, nos felicitaba por haber sabido elegir: nadie mejor que PPK para conformar un gabinete de excelencia, óptimo para conducir los destinos del país hacia el 2021.

¡Y fuimos engañados! Salvo escasas excepciones, estamos igual de trabados que el primer día y la supuesta genialidad del equipo fracasó.

La realidad es que los permisos en el Perú obedecen a varios factores:  (i) son la excusa para devolver favores, a través de la creación de nuevos puestos de trabajo en el sector público; (ii) son el mecanismo para que las propias autoridades acaparen más poder; (iii) son la forma de crear nuevos flujos de ingresos, blancos y negros; (iv) son artimañas para engañar a la OCDE aparentando que hemos sido capaces de desarrollar un marco regulatorio muy específico y con altos estándares internacionales (en el papel); y (v) constituyen el mejor vehículo para demostrar la incapacidad y falta de sentido común de nuestros oficinistas estatales.

El permiso en sí mismo no genera tanto rechazo como el burócrata detrás del mostrador, ese que se frota las manos ante cada nueva víctima aunque seguramente él mismo nunca ha pasado por el peregrinaje de obtener sus propios permisos. Como encarna al Estado, supone que tiene licencia para incumplir.

Es verdad que estamos regulados en forma exagerada, pero el número de licencias y autorizaciones puede que sea lo más fácil de gestionar: la tarea titánica e inmanejable es la mediocridad del funcionario y el sobredimensionamiento del sector público.

Además, si eliminas el permiso, ¿qué haces con la gente que lo administraba? Hay que atacar el problema de raíz y asumir el reto de reestructurar el Estado, de fusionar ministerios, de implementar una real meritocracia. Cualquier otra opción es un paliativo.

Dos. RECONCILIACIÓN

Me pregunto si la “reconciliación” que promueve el Gobierno —y que sorpresivamente le dio la denominación al 2018 dejando de lado el importantísimo tema de la igualdad y violencia de género— se refiere a una tolerancia mínima y obligada. ¿O es que fue decidida por capricho? ¿Una frase cliché absolutamente vacía?

Imposible que un Gabinete que ha tomado demasiados días para conformarse —hoy denominado por la prensa “gabinete express”— pueda liderar una pacificación, más aún si es forzada. Se mantiene gente valiosa pero, en general, es una sumatoria de voluntarios a ruego, que han aceptado el cargo por vanidad o por adornar su currículo. Me queda clarísimo que esta nueva cuadrilla carece de la fuerza y de la representatividad necesaria para lograr la ansiada gobernabilidad. Simplemente hay un cambio de enemigos, entre los que parece asomarse el APRA.

Sin perjuicio de ello, me gustaría equivocarme y que este nuevo Gabinete tome las riendas del país con firmeza, que le devuelva gobernabilidad… y que cumpla. Mercedes Aráoz declaró el miércoles pasado a RPP: “A fin de año no va a haber ningún peruano damnificado por el Fenómeno del Niño Costero viviendo en carpas. Estamos sacándolos a través de la ayuda económica mensual de S/. 500.00 para que puedan alquilarse una casa o vivir con familiares. Igualmente, a diciembre habrá 44 mil viviendas listas y entregadas a sus beneficiarios”.

El daño social causado por la desilusión es exponencial, inconmensurable: es un lujo que ninguna sociedad debería permitirse.

Seguir leyendo
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Opinión

#ENTREVISTA a Galarreta: “Si en el Gobierno de Vizcarra se ha suicidado García, y Keiko y PPK están en prisión preventiva, uno se pregunta si es algo ideológico”

Seguir leyendo

Opinión

Bitácora de abril: partida impactante

Seguir leyendo

Opinión

Alan García: la carta del adiós

Seguir leyendo

Tendencias

Director: Ricardo Vásquez Kunze.


Contacto: info@politico.pe

Copyright © 2019 Todos los derechos reservados a favor de Político.pe. Aviso Legal. Desarrollado por Smart! Grupo Creativo